Buscar este blog

Cargando...

NADAR CON DELFINES EN ISLA MARGARITA

Waterland Mundo Marino es el único centro donde se práctica la Delfinoterapia, ideal para sanar enfermedades del cuerpo y el alma y muy solicitada por propios y extranjeros. En Margarita hay un mágico lugar donde muchos pueden hacer un sueño realidad: nadar con delfines. Waterland, Mundo Marino, abre sus puertas cada día para que niños y adultos vivan esta maravillosa experiencia, que no sólo es utilizada para la recreación y el contacto con animales marinos, sino que es una inigualable terapia para tratar diversos tipos de enfermedades. Y es que gracias a esta técnicam estos amistosos animales no sólo son fuente de alegrías para todo aquel que pueda interactuar con ellos o ver algún espectáculo en un parque acuático, también han contribuido mejorar la salud de niños y adultos con diferentes discapacidades del sistema nervioso centraL.

Mas allá de la hermosura y docilidad que transmiten los delfines, su inteligencia es única. Son ellos los protagonistas de una alternativa para mejorar la salud y por ende la vida de miles de personas que participan a la Delfinoterapia.

Una opción

Gabriela, de tres años, y Felipe, de siete, son dos hermanos que nacieron con parálisis cerebral. Con sus padres, acuden cada año a nadar con los delfines. Tras dos ciclos de terapia ya los avances son notorios. El tono muscular y la movilidad han mejorado, así como su capacidad de interrelacionarse con el mundo. Este método fue utilizado por priemera vez, en 1976 por el Dr. Horance Doobs, quien comenzó a aplicarla a un grupo de personas con fuertes tensiones laborales, llevándolos a altamar para que convivieran con estos animales, con lo que logró un aumento en los niveles de endorfina, lo que produjo una mejoría en su sistema nervioso. En Margarita, funciona desde hace once años, Waterland Mundo Marino, el único centro de terapia con delfines en el país, donde especialistas en la materia desarrollan terapiras para mejorar padecimientos en niños y adultos, que van desde la ansiedad y el stress hasta otros más graves como la paralisis cerebral, el síndrome de down y el retraso psicomotor, sin contar casos de pacientes con cáncer, problemas de drogadicción o alcoholismo. Los delfines emiten unas ondas ultrasónicas de alta frecuencia y amplitud diversa, muchas veces imperceptibles para el oído humano pero que pueden sentirse en el agua y que propician la activación de aquellas neuronas dormidas y la propagación del impulso o señal nerviosa que se transmite de una a otra, así se facilita el trabajo coordinado de los dos hemisferios del cerebro. Entre los avances que presentan los pacientes está una mejoría de 100% en el funcionamiento del sistema inmunológico, la capacidad de lenguaje, movilidad, percepción y la memoria. En el área glandular estas ondas actúan sobre el hipotálamo, ocasionando cambios en el sueño, peso, apetito y respuestas emocionales, mientras que en las células plurifuncionales las modificaciones se aprecian en la parte motora, así como en el equilibrio, la coordinación, las respuestas intelectuales, el aprendizaje, la memoria, la conducta, etc. Por su parte, en los tejidos de tipo hipotrófico (nutrición de los tejidos) se estimula la hipófisis, generando hormonas que ayudan a controlar la función de los riñones, páncreas, órganos de reproducción, crecimiento, entre otros. Cada mes, el centro recibe a unos 16 niños, tanto venezolanos como del exterior. El programa dura 15 días, en que los niños se exponen a los delfines en tiempos de entre 15 y 20 minutos, dependiendo del caso.

Con la terapia lo que se busca es estimular el sistema nervioso central para lograr la conxeión sináptica entre las neuronas que controlan la parte motora, sensitiva e intelectual del paciente.

Pura diversión

Pero los delfines también son unos excelentes compañeros para compartir un refrescante baño.

Tras una breve inducción a través de video informativo y charla con el instructor, En este tiempo podrá aprender un poco más acerca de estos interesantes animales y como realizar la actividad con los delfines.

Luego, viene el chapuzón. 30 minutos de interacción con los delfines, donde podrá tocarlos, nadar y jugar con ellos así como realizar una serie de ejercicios dirigidos por el entrenador.

No obstante, los menos arriesgados también pueden conocer a los simpáticos delfines. Todos los días a las 8:00 de la noche, es posible presenciar un show lleno de diversión. Allí, los delfines hacen toda suerte de piruetas para el deleite de grandes y chicos. Sin duda una experiencia sin desperdicio.
Fuente: El Este Noticias. com



Waterland mundo submarino se encuentra ubicado en Pampatar, Isla Margarita (Edo. Nueva Esparta) en Venezuela. Si desea contactarlos o requiere más información pude hacerlo a través del correo electrónico info@waterlandmundomarino.com

También puede hacerlo vía telefónica a los siguientes números:
+58 (295) 262-55-45 / (295) 262-21-82


Saludos: @Negfertty